Las siete menos cuarto

5 Oct

Hubo una época en la que en España se hacía música. Pero música de verdad, no esa que da vergüenza ajena como la de Amarales, Pablos Alboranes, Melendis, Bisbales, Danis Martines, Juanes Maganes… La voz de Ricardo Chirinos en Los Pistones y esta magnífica canción de 1982 atestiguan que sí, que una vez supimos hacer canciones.

Este es el típico grupo que, a pesar de su extraordinaria calidad, a los críticos se les olvida mencionar cuando hacen la típica lista de grupos españoles de la Movida. Hablan de voces reconocibles como la de Antonio Vega pero no se olvidan de la de Chirinos, inconfundible; hablan de influencias post punk en Alaska y no recuerdan que The Clash tienen mucho que decir en los Pistones; mencionan el sonido de (puag) Mecano pero no parecen saber que Persecución (1983) es uno de los discos mejor producidos de la escueta historia musical de este país.

A Ricardo Chirinos (vocalista y guitarra Peavey) le acompañaban Frank López Ruiz (piano, sinte y vox), Juan Luis Ambite (bajo Fender Jazz) y Ramón López Arranz (batería). Aunque pudiera parecer que el nombre del grupo tiene que ver con la pieza que ayuda a bombear líquido en las máquinas, no es así: es la mezcla de sus dos grupos favoritos, los Sex Pistols y los Ramones.

Los Pistones

Los Pistones

Precisamente al grupo neoyorquino iba dedicada una de las primeras canciones de Los Pistones. La maqueta de Los Ramones sonó tanto en Onda 2 que les permitió comenzar a tocar en 1980 en El Jardín y en el Marquee, dos de los garitos míticos del Madrid ochentero. En 1982, se fija en ellos el ubicuo Paco Martín, que circula su material por varias discográficas, pero nadie está convencido de grabarles.

Así que Martín, con su colega Julio Rodríguez, decide fundar una disquera propia, MR (son las iniciales de los apellidos de los dos). El primer disco que publicarán será el EP Las siete menos cuarto (1982), en el que aparece, además de la canción del mismo título, otras tres: No estás de suerte, El artefacto y Te brillan los ojos. Sin tener la mejor producción, las canciones suenan potentes, con un deje muy ochentero en los teclados, muy New Wave, y con unas letras curradas).

Portada del EP 'Las siete menos cuarto', con foto de Alberto García-Alix.

Portada del EP ‘Las siete menos cuarto’, con foto de Alberto García-Alix.

Como era un grupo muy conocido de boca a boca, radiado por Ordovás y en Onda 2, el disco funcionó bien, como el single Los Ramones, que publicaron poco después. También vendieron bastante de su tercer trabajo, el miniLP Voces, aunque el estilo musical comenzaba a mutar hacia un pop más facilón, mientras que seguían teniendo grandes problemas de producción que se solventarían en 1983 con su primer LP, Persecución.

Todos recuerdan el tema de El pistolero como el más emblemático de aquel disco y también acabó siéndolo del grupo, pero a mí me gusta más la contundencia de Persecución, el power pop que este grupo supo hacer tan bien. Lo cierto es que antes de aquel primer LP, cambiaron de batería y entró el argentino Fabian Jolivet, quien les recomendó sin vacilar a alguien como productor: Ariel Rot.

Portada de 'Persecución' (1983), el primer LP de Pistones.

Portada de ‘Persecución’ (1983), el primer LP de Pistones.

La historia es bien sabida: los Tequila no caían bien a nadie de la Movida porque les recordaba a una música pasada que no les interesaba. Fue difícil convencer a los Pistones pero al final valió la pena y Rot, con la ayuda de Peter McNamee -quien se trajo la mesa de sonido de John Lennon, que había comprado tras la muerte del exBeatle-, consiguió uno de los discos mejor producidos de la historia del rock español.

El maldito ejército detuvo lo que iba a ser una de las mejores carreras del pop español. Chirinos se tuvo que ir a hacer la mili y el grupo no recuperó el ritmo hasta 1986, en el que grabaron Canciones de lustre, también con Ariel Rot como productor y con la ayuda en las guitarras de Julián Infante, exTequila también (que luego se uniría a Rot, Calamaro y Germán Vilella en Los Rodríguez).

Más Pistones, por favor

Más Pistones, por favor.

Pistones comenzaron a perder fuelle. Un último disco, un regreso fugaz en los 90, incluso un disco que nunca publicaron. Ricardo Chirinos volvió a colaborar con Ariel Rot en el disco En vivo mucho mejor y Ambite es ahora músico de acompañamiento de Jaime Urrutia.

Pero aún nos queda su música. La música de un grupo que pudo ser el más grande y no lo fue.

2 comentarios to “Las siete menos cuarto”

  1. Jaimefg 7 octubre, 2013 a 9:03 #

    Muy buena entrada. Currada como siempre. Y yo jamás te hubiera conocido, si no llega a ser por los Ramones. Yo jamáaas te hubiera conocido.

    • bego76 13 octubre, 2013 a 9:21 #

      Llegaste tú y te sentaste a mi ladoooo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: