Uptown Girl

26 Oct

Es increíble lo delgada que es la línea que separa las intenciones machirulas del resultado gay. Y, si no, echa un vistazo al vídeo de Uptown Girl, el éxito que ahora hace exactamente 30 años, en otoño de 1983, barría en las listas de éxitos gracias a las habilidades compositoras (y bailarinas) del (poco reconocido) cantautor Billy Joel.

Lástima que los más jóvenes aficionados a la música dejen de lado a personajes como este. Billy Joel, a la vez, es de esos músicos-clave que recoge influencias (de personajes como Frankie Valli -lo vemos al comienzo de esta canción-, Ray Charles, o Harry Chapin), las procesa e influye  (el imprescindible Walking in Memphis (1991) de Marc Cohn; y, más recientemente, James Blunt y Jamie Cullum, que no serían nada sin Joel).

Uptown Girl fue uno más de los muchos éxitos que, para 1983, llevaba acumulado Billy Joel. Aún no había cumplido los 35 y su currículum era extenso. Había nacido en el Bronx (Nueva York, USA) en 1949 aunque su infancia la pasó en Long Island.

Con cuatro años comenzó a estudiar piano y, tras ver a los Beatles en The Ed Sullivan Show, decidió convertirse en músico y entró en The Echoes, una banda que hacía versiones de grupos británicos. También así evitaba las calles: el pequeño Billy se había convertido en un pandillero que practicaba boxeo (en una pelea se rompió la nariz).

Yeah, yeah, yeah... The Echoes feat. Billy Joel!

Yeah, yeah, yeah… The Echoes feat. Billy Joel!

En 1967 se marchó a The Hassels, una banda de rock con la que grabó dos álbumes y cuatro sencillos que fueron un fiasco comercial. Joel y el batería de The Hassels, Jon Small, montaron el dúo Attila, un experimento de heavy psicodélico vestidos de bárbaros que se acabó cuando Joel le robó la mujer a su colega.

A partir de aquí empezó el infierno de Joel: aunque escribió críticas de rock y compuso jingles publicitarios, cayó en una depresión tal que le llevó a beberse una botella de abrillantador de muebles para suicidarse. Tras un conveniente tratamiento en un psiquiátrico volvió a la música en 1971, y publicó su primer disco en solitario, Cold Spring Harbor, otro fiasco que al menos le embarcó en una pequeña gira de la que acabó harto por la calidad del sonido

'Cold Spring Harbor' (1971)

‘Cold Spring Harbor’ (1971)

En 1972 se mudó a Los Ángeles, y para pagar sus gastos tocaba el piano como Bill Martin en el bar The Executive Room. Aquella experiencia le sirvió para componer Piano Man, pero se dio a conocer no por este tema, sino por Captain Jack. Una radio empezó a emitir el directo de este tema y llamó la atención de varias disqueras. Fichó por Columbia, que publicó el álbum Piano Man en 1973; no fue un pelotazo, pero poco a poco consiguió entrar en las listas, llegando al número 27 en la primavera de 1974.

Unos años después llegaría el megaéxito con el disco The Stranger (1977), donde figuraba la balada Just The Way We Are, que recibiría dos grammys y que ha vendido cerca de 10 millones de unidades. Su siguiente álbum, 52nd Street (1978), se llevó el Grammy al Álbum del Año. Entró en los 80 como uno de los artistas más sólidos del panorama americano, y así, en 1983 publicó An Innocent Man, con el single Uptown Girl.

'An Innocent Man' (Billy Joel, 1983)

‘An Innocent Man’ (Billy Joel, 1983)

El álbum era una especie de homenaje al pop de los años 60, y se puede ver algo de influencias de Frankie Vallie and the Four Seasons en este tema que comenzó escribiendo para Elle McPherson (ella tenía 19 años) pero que, cuando lo dejaron, cambió la letra para que se ciñera más a la de su nueva novia, la entonces supermodelo Christie Brinkley (que es la que sale en el vídeo haciendo de Uptown Girl). Fue el único single de Joel que llegó al número uno en UK.
Se casaron en 1985 y su matrimonio duró hasta 1994; Joel nunca entendió qué pudo ver en él semejante chica. De hecho, en 1987, en una entrevista a la revista Q aseguraba que “el hecho de que yo pueda interesar a una mujer tan guapa como Christie debería dar esperanzas a todos los tipos horribles del mundo”.
¿La bella y la bestia?

¿La bella y la bestia?

Seis premios Grammy,  miembro del Songwriters Hall of Fame, doctor honorario por el College of Music de Berklee y la Universidad de Long Island, ¡¡75!! discos de platino -en Estados Unidos se entregan por cada millón de discos vendidos-… La carrera de Joel se justifica por los logros y por unas melodías sólidas y cálidas y por unas letras curradas… (¿Dónde ha quedado eso?).

A sus 64, Joel sigue dando guerra. Sigue actuando regularmente y el próximo 21 de noviembre, la serie Glee le dedicará un capítulo especial con su música. La hija que tuvo con Christie Brinkley, Alexa Ray (Ray por Ray Charles), es digna sucesora de ambos: cantante, compositora y modelo para este anuncio de Gap en el que interpreta Just The Way We Are.
Os dejo con la versión que los irlandeses Westlife hicieron hace poco más de una década del tema, una cover bastante respetuoso y con el cameo de algún famosillo en el clip. ¿Lo veis?

Una respuesta to “Uptown Girl”

  1. Maria Fer 26 octubre, 2013 a 19:10 #

    Me gusta Billy Joel, Uptown Girl me parece muy divertida y Piano Man me trae mucho recuerdos, la he cantado en español muchas veces en los campamentos, aunque tengo entendido que acabó muy harto de ella.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: